En una reciente Reflexión del Compañero Fidel, titulada "El Imperio y los robots", que recomiendo leer, Fidel Castro habla sobre los nuevos inventos militares de las Fuerzas Armadas yanquis, destinados a automatizar las operaciones bélicas.

Esta será, muy pronto, la primera generación de las futuros ejércitos de las potencias capitalistas, destinados a asegurar el dominio mundial en su nueva etapa. No es sólo preocupante la presencia nuevos horrores en el mundo, que se agregan a los que ya hay, sino que es meritorio de consideración el despilfarro de recursos a lo que llevará este delirio del capitalismo.

La forma de producción capitalista desde fines de la Segunda Guerra Mundial apunta a la fabricación de productos malos de duración no extensa, como los electrodomésticos. Ésto se sustenta gracias al robo que se hace de las materias primas de Latinoamérica y África, que a largo plazo agoratán los recursos, que son tirados como toneladas de basura. Pero ésta es la única forma de competir que tienen las empresas capitalistas en el orden económico actual.

La nueva maquinaria de guerra, producida con el fin de generar destrucción y destruirse ellas mismas, provocarán el derroche crónico y, a largo plazo, la decadencia general de la Humanidad. Si hay algún conflicto de importancia, quizás no sea una decadencia lenta, sino un colapso violento. En cualquiera de ambos casos, terminará en una tiranía mundial de los capitalistas más grandes sobre un mundo sumido en la ignorancia, el oscurantismo y la deshumanización total.


Share/Save/Bookmark

0 comentarios:

Publicar un comentario